¿Qué Respalda la Evidencia sobre el Tratamiento de la Osteoartritis?

 

Por: Charles Lascano, MD, CAQSM, DABFM.

Médico Especialista en Medicina Deportiva. Centros Médicos Sanitas

 

 

La artritis es un término general que significa inflamación de las articulaciones. Hay varios tipos de artritis. La osteoartritis (OA) es el tipo más común. Cuando se establece la OA, el cartílago comienza a descomponerse. A medida que se desgasta, los huesos de la articulación comienzan a rozarse entre sí. Esto puede causar dolor, rigidez e hinchazón. Este artículo describe el tratamiento para la OA basado en la evidencia científica actual.

Ejercicio, Tai chi, y fisioterapia son la primera línea de tratamiento para la OA de rodilla. Se recomienda la pérdida de peso para pacientes con OA de rodilla y cadera. El ejercicio acuático tiene pequeños beneficios a corto plazo. La rodillera no tiene evidencia suficiente para sacar conclusiones sobre su efectividad. Acupuntura es, en el mejor de los casos, mínimamente efectiva para la OA de rodilla o cadera. Glucosamina oral con o sin condroitina no parece ser eficaz en estudios bien diseñados. Vitamina D, antioxidantes, u otros suplementos publicitados para OA no tienen suficiente soporte científico.

Uso de medicamentos se puede iniciar en combinación con o después de tratar las intervenciones no farmacológicas. En general, es razonable comenzar el tratamiento con Acetaminofén y/o medicina tópica y progresar a un antiinflamatorio oral como Naproxeno o Ibuprofeno. El Acetaminofén es menos efectivo que el antiinflamatorio oral para la OA, pero dada su seguridad, es apropiado su uso.

Las inyecciones intraarticulares de corticosteroides mejoran la función y brindan alivio del dolor a corto plazo, pero no mejoran la calidad de vida en general. Un ensayo aleatorizado grande reciente no encontró ningún beneficio y encontró una mayor pérdida de cartílago en pacientes que recibieron inyecciones de corticosteroides. Por lo tanto, estas inyecciones pueden empeorar la OA y no se recomiendan más para OA. La evidencia es limitada con respecto a otras inyecciones intraarticulares como plasma rico en plaquetas (PRP), ácido hialurónico, células madre y proloterapia y más estudios se necesitan para recomendar su uso regular y ser aprobados por los seguros de salud.

El reemplazo articular es una opción para pacientes con dolor de moderado a intenso y OA confirmada radiográficamente. La meniscectomía artroscópica no es más eficaz que los procedimientos simulados o el ejercicio para la OA de rodilla. También es ineficaz para pacientes con desgarros meniscales degenerativos.

 

One thought on “¿Qué Respalda la Evidencia sobre el Tratamiento de la Osteoartritis?

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Send this to a friend