La mentoría, un factor decisivo en el desarrollo del niño

By: Shelton Academy

DORAL, FL –  La verdadera educación tiene que ser personalizada. Todos los maestros lo saben:  no hay dos estudiantes iguales. Cada niño o niña tiene sus capacidades, temperamento,  y perfil de aprendizaje único. Uno tiene facilidad para socializar pero le cuestan las matemáticas, el otro es un gran deportista pero tiene problemas para ser organizado y cumplir con las tareas; aquél es capaz de concentrarse por horas pero no encuentra cómo emprender nuevos retos; y así, no hay un solo estudiante igual al otro. Los padres lo sabemos también: educar de verdad significa atender y buscar el desarrollo de cada uno de nuestros hijos según su singular personalidad, talentos y retos.

Cuentan que en 1952  la Fuerza Aérea Norteamericana estaba teniendo problemas de efectividad. Sabían que contaban con los mejores pilotos, con la  tecnología más avanzada y los aviones más precisos; sin embargo no tenían los resultados esperados. Al final, después de muchas investigaciones, se dieron cuenta que el problema estaba en las cabinas. Los pilotos no estaban cómodos en sus asientos. Las cabinas habían sido diseñadas para un “piloto promedio”, sin embargo, absolutamente ninguno de los  pilotos tenía lo que se entendería como una talla promedio. Uno era corto de piernas pero largo de brazos, otro alto pero delgado , otro delgado pero bajo…En fin, el piloto promedio para el cual estaban diseñadas las cabinas, no existía.

El estudiante promedio tampoco existe. Un estudiante será excepcional, “gifted” en un ámbito y no en el otro, tendrá facultades de aprendizaje totalmente diferentes a las del chico de al lado, tendrá rasgos de personalidad que le faciliten una labor y le dificulten otra. Para la Fuerza Aérea la solución fue una idea que para nosotros es ahora muy natural pero que no lo era en 1952: asientos ajustables. El Señor Gilbert Daniels propuso un mecanismo para que cada piloto pudiera ajustar el asiento de la cabina a su medida. 

La pregunta para nosotros es cómo conseguir esos “asientos ajustables” en el ámbito educativo. Instituciones escolares de prestigio han visto en los programas de mentoring una respuesta. Cada vez son más los centros educativos que ven en el mentoring la mejor manera de ajustar la educación a las necesidades de cada alumno. 

Un mentor para cada alumno. Un Mentor que conozca muy bien al alumno, que entienda sus destrezas, aptitudes y necesidades personales, que le anime, acompañe  y dé sugerencias prácticas para alcanzar las metas que se ha fijado. Muchos tienen la falsa impresión de que un mentor es necesario solo para casos de alumnos con problemas significativos, la verdad es que todos necesitamos un mentor.

En los programas escolares de mentoring el mentor personal  se reúne periódicamente con el estudiante para animar, revisar metas y planear estrategias de trabajo. El mentor motiva al alumno a preguntarse cuestiones como ¿Qué hábitos de estudio puedo incorporar para mejorar?¿Cómo aprovechar mi tiempo libre? ¿Cómo organizarme mejor? ¿Cómo balancear realmente mi tiempo de amigos y de estudio? ¿Uso eficientemente y controlo la tecnología o me controla ella a mi? ¿Que cosas puedo leer  fuera del ámbito escolar para cultivarme y ampliar horizontes?  El mentor conoce muy bien al estudiante y le anima para que camine hacia sus metas dándole ideas que le ayuden a llegar a las mismas.

En nuestra área,  ya algunos colegios como Shelton Academy cuentan con este tipo de atención, donde cada estudiante cuenta con un mentor no sólo a nivel académico sino personal y espiritual. Este mentor acompaña al estudiante y a su familia durante todo su camino en la institución apoyando su desarrollo y optimizando su aprendizaje para así lograr el más cómodo de los viajes.

Vivimos en un mundo cada vez más consciente de la utopía de un “one size fits all”.  En todos los campos la tendencia es customizar los bienes para ofrecerlos a la medida y gusto del cliente, Si en algún terreno es especialmente importante esto, será en el mundo de la educación. Nuestros hijos lo merecen. Mentoring puede ser la fórmula que brinde esa educación a la medida que todos los padres anhelamos.

Para mas información sobre Shelton Academy, puede llamar al 305-599-9967, enviar un Email: info@sheltonacademyschools.com, o visitar sus instalaciones en

11300 NW 41st St., Doral, FL  33178

 

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Send this to a friend